Los mejores restaurantes Pinchos y Tapas en Salamanca

20 restaurantes

En una ciudad universitaria como Salamanca, ir de tapas es algo más que una tradición. La nutrida población estudiantil y turistas que acuden a admirar esta fascinante ciudad dan buena cuenta en sus bares y tabernas, restaurantes de todo tipo de tapas, pinchos, medias raciones o tostas. Prepárate para una ruta gastronómica y cultural por uno de los centros históricos más emblemáticos y mejor cuidado del país.

Cuáles son y dónde puedes comer las tapas más características de Salamanca

Salamanca es otra de las capitales del tapeo en España. De hecho, es costumbre servir una tapa gratis con la consumición en los bares, pero este hábito se está perdiendo poco a poco. Algunos de los mejores bocados que encontrarás tienen nombres que solo escucharás por estos lares. No puedes pasar por Salamanca sin probar las patatas revolconas o meneás, el farinato, la chanfaina, la jeta, la tapa de oreja o alguna que incluya el famoso jamón de Guijuelo.

Algunos restaurantes de tapas en los alrededores de la Plaza Mayor

La Plaza Mayor es un buen punto de inicio para salir en busca de restaurantes de tapas en Salamanca. No muy lejos de ahí está, por ejemplo, Monocordio, con una variada carta de tapas, montaditos, tostas y raciones de corte más bien clásico pero con su toque original: montadito de pollo y bacón con queso de cabra, cebolla caramelizada, mostaza y miel, tosta de morcilla con queso y membrillo sobre confitura de pimiento… También encontramos en esta zona la Tapería Lío, un pequeño local que ofrece tapas y platillos de huevo poché con puré de patata, trigueros y jamón, canelón de pollo de corral y foie o tartar de salmón cítrico con aguacate.

Restaurantes para saborear tapas típicas de Salamanca

Si quieres probar las tapas típicas de Salamanca, puedes empezar por la Fonda del Arcediano de Medina. Además del revuelto de farinato y de las patatas meneás, tienes una amplia oferta de opciones que incluye los pimientos del piquillo rellenos de bacalao o las mollejas de ternera. Otro restaurante interesante es la Hostería Casa Vallejo, donde encontrarás tapas de chanfaina, de jeta asada, de morro de ternera o de callos de la abuela, todo ello en una ambientación clásica.

Sitios donde probar tapas fuera de lo común en Salamanca

A pesar del ambiente clásico que tiene el centro de Salamanca y el gusto de los salmantinos por su productos autóctonos, hay muchos restaurantes donde puedes comer tapas que se salen de lo habitual o entran en el terreno de la fusión, como el bao de rabo de toro y mahonesa de chipotle, las papas bravas con espuma de albahaca o los tacos ibéricos al pastor de Bordadores Shake & Cook. O como la tapa de hamburguesa de morucha, la de boquerón crujiente relleno de piquillo y queso o las pulgas, una especie de croquetas típica de La Casa de las Pulgas.

Otras opciones para comer buenas tapas en Salamanca

La riqueza culinaria de los restaurantes de Salamanca aún da pie a otras opciones interesantes para degustar unas buenas tapas en esta ciudad universitaria por excelencia. Clavel 8 brasa y copas tiene dos barras donde degustar diversos pinchos hechos a la brasa. Mientras que en La Jara preparan unas deliciosas tostas, como la de morcilla con mermelada de pimientos, la de gulas con polvo de kikos o la de bacalao con ajo blanco.

Déjate imbuir con el ambiente estudiantil de Salamanca y comparte con sus habitantes la pasión por las tapas en los restaurantes de la ciudad.

¡Comparte este enlace con tus amigos!

TheFork utiliza cookies en particular para optimizar su experiencia de usuario, medir el rendimiento de los sitios y hacer publicidad de reorientación. Al navegar por el sitio, acepta el uso de estas cookies. Más información o cambie su configuración.